Experiencias permiten conseguir más apoyo

0
127
Ana Basantes, dirigente.

Forma parte del Consejo Consultivo de Derechos Humanos en Chimborazo, señaló que nace la idea de proteger al adulto mayor porque es necesario que alguien los represente; en esta oportunidad está porque siempre ha trabajado atendiendo a personas mayores en  esta ciudad. Hoy le parece maravilloso compartir sus inquietudes y necesidades con las personas de la tercera edad, adulto mayor o juventud acumulada. Vivió siempre en Riobamba, junto a su madre María, a su padre no le conoció pues falleció cuando tenía 4 años.  Manifestó que hay viejitos alegres y enojones, de todo hay en la viña del Señor, pasó una bonita niñez, junto a su madre; se educó en el colegio Santa Mariana de Jesús, tienen 8 hijos y si bien no todos están en esta ciudad por sus trabajos, pero nunca se olvidan y están pendientes, son parte de la familia 16 nietos y 8 bisnietos, hoy tiene 83 años.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor inserta tu comentario
Por favor inserta tu nombre aqui